En Blooteca encontraras reseñas y análisis de mis gadgets y dispositivos electrónicos favoritos, de todas las marcas. Comentados de forma imparcial y desde mi propia experiencia de uso en la mayoría de los casos.

Análisis del Samsung Galaxy S10e, el cambio definitivo de Apple a Samsung



El cambio de Apple a Samsung, aunque en líneas generales lo percibo como positivo, no deja de ser difícil en algunos aspectos que destacaré más adelante.

No obstante, la principal ventaja es que se abre un mundo lleno de posibilidades sin perder calidad por el camino. Por supuesto ayuda mucho que el modelo elegido para cambiar de IOS a Android haya sido un móvil “gama premium”, como lo es el Samsung Galaxy S10e.

La personalización es mayor y al principio cuesta un poco, sobre todo porque en los últimos años no había navegado en un sistema Android y estaba acostumbrado a la simplicidad de IOS, por tanto, se antoja algo complicado los primeros días.

El cambio lo he hecho desde un Iphone 8 (previamente había disfrutado del Iphone 7 y 5s) y la calidad de los materiales en mi nuevo terminal no tiene nada que envidiar a los de Apple. Las sensaciones premium en la mano tampoco.

Samsung Dex es un añadido muy interesante donde veo una clara ventaja de Samsung frente a Apple y que nos permite usar nuestro Samsung Galaxy S10e (o cualquier modelo actual de Samsung) como un pequeño ordenador, muy básico, pero no deja de ser realmente cómodo para realizar ciertas tareas (navegar en internet, redactar emails, ver fotos, ver videos…etc.).

En este sentido creo que, si IOS se aproximara más al sistema Mac OS y permitiera el uso del ratón y teclado conectándolo a un ordenador, pondría a los Iphone (y Ipad) a un nivel muy superior al actual.

Echo de menos el botón de inicio en el frontal, aunque los nuevos Iphone tampoco lo tienen así que esto era algo de lo que iba a tener que despedirme antes o después. Quizá si el sensor de huellas estuviera integrado en la pantalla frontal (como en los modelos S10 y S10+) hubiera sido más cómodo, aunque el sensor en el lateral funciona bien por lo que será cuestión de acostumbrarse.

La pantalla sin marcos es una gozada y lo que más me gusta, siendo además el panel Amoled increíble, muy lejos de la calidad de pantalla del Iphone 8 en mi opinión.

Se agradece navegar y ver videos en una pantalla de tanta calidad y de un tamaño tan perfecto en mi opinión (la del Iphone 8 me empezaba a resultar pequeña, como en su día me pasó con el Iphone 5s).

Mucho se critica la batería, sobre todo porque en otros países existe una versión con Snapdragon que parece tener mejor rendimiento, sin embargo, yo no percibo un empeoramiento respecto a mi Iphone 8. Me dura lo mismo o incluso más, por lo que, aunque es cierto que podría ser mejor, no tengo una gran queja en este apartado (el día me lo aguanta sin problema con un uso moderado y más de 4 horas de pantalla).

Imagino que la batería es algo que hay que sacrificar para disfrutar de un smartphone de tamaño compacto, lo que para mí es algo fundamental.

La carga rápida funciona bien, y aunque hay otros smartphones que lo hacen más rápido, para mi es suficientemente rápido (1:30 horas aprox.).

El tamaño es prácticamente idéntico al del Iphone 8, pero gracias a que no tiene apenas marcos se gana en pantalla sin prescindir del tamaño más adecuado para mí.

Respecto al funcionamiento interno, en todos los días que lo llevo usando no tengo nada que objetar, funciona muy muy fluido y puede con todas las aplicaciones sin problema. La multitarea también es una maravilla.

Algo que destacan en todas las reviews y análisis que vi antes de decirme por la compra fue el sonido, y efectivamente es muy bueno, por lo que coincido plenamente.

El apartado fotográfico es también muy bueno. Mucho se habla de que incluye “solo” dos cámaras en lugar de tres, pero siendo sinceros para mí son suficientes.

Mi uso de la cámara es más bien esporádico (vacaciones, eventos, alguna creación culinaria, alguna selfi estúpida…) pero creo que puede satisfacer las necesidades de los más exigentes.

Por defecto tiene unos filtros que mejoran las fotos, pero me parecen poco realistas así que en mi caso lo tengo desactivado.

El sistema operativo de Android con la capa de Samsung funciona muy bien e incluye cosas muy interesantes (cada día descubro nuevas opciones), por lo que para un exusuario de IOS como yo, resulta todavía algo difícil manejarme por los menús de opciones.


El precio es muy acorde a la calidad y está en Amazon por menos de 600 €, aunque en mi caso lo compré por Wallapop, sitio donde también vendí mi Iphone 8 (sí, soy fan del mercado de segunda mano). En cualquier caso puedes comprar en Amazon el Samsung Galaxy S10e.

La funda la he adquirido en Amazon por 8 euros y es de muy buena calidad, por lo que os la puedo recomendar.Puedes comprarla haciendo clic en este enlace.

En conclusión, puedo afirmar que el Samsung Galaxy S10e derrocha calidad lo mires por donde lo mires y desde mi punto de vista es una compra muy acertada.

¡Cualquier duda estaré encantado de responderla en comentarios!

Compartir:

0 comentarios:

Publicar un comentario